Curry suave de pollo y arroz al azafrán

por Fran el 04 agosto 2010

Desde que Fabienne preparó para cenar ese delicioso pescado al horno con guarnición de arroz con salsa de leche de coco y langostinos (toque hindú, inspiración casera), me encontraba con ganas de tener un día con tiempo para preparar algún plato de la India.Pues bien, el día fue el martes pasado y de mis tres libros de recetas de ese país elegí un curry suave de pollo.

Realmente es suave, ya que no lleva nada de picante ("nada" teniendo en cuenta lo picantes que pueden ser algunas preparaciones), muy fácil de hacer (y todos los ingredientes son comunes) y rápido (de una hora a hora y media dependiendo de la cantidad, y además sabiendo que la parte final de la elaboración, al ser un guiso, no requiere apenas atención).

Aquí dejo la receta literal del libro "Deliciosos platos al curry", de Anne Wilson (editorial Könemann):

Tiempo de preparación: 15 minutos
Tiempo de cocción: 40 minutos
Para 4-6 personas:


- 1 cucharada de aceite
- 1'5 kg de pollo en trozos (muslo, ala, antemuslo)
- 1 cucharada de aceite, adicional
- 2 cebollas en tiras
- 2 tallos de apio en rodajas
- 2 cucharadas de curry en polvo
- 2 dientes de ajo majados
- 2 cucharadas de harina blanca
- 1'5 tazas de caldo de pollo
- 2 manzanas verdes peladas, en dados
- 100 g de sultanas


1) Caliente aceite en una sartén, fría el pollo en tandas hasta que esté crujiente y déjelo escurrir sobre papel absorbente.

2) Caliente aceite adicional en la misma sartén y saltee las tiras de cebolla y el apio hasta que estén blandos. Agregue el curry en polvo, el ajo y la harina; remueva hasta que la mezcla haya absorbido el líquido y se vuelva granulosa. Retírela del fuego.

3) A continuación, vierta el caldo poco a poco, sin dejar de remover, hasta que la mezcla sea homogénea. Incorpore el pollo, tápelo y déjelo cocer a fuego lento, removiendo de vez en cuando, durante 20 minutos.

4) Añada la manzana y las pasas y déjelo cocer a fuego lento durante 15 minutoso hasta que el pollo esté tierno.



Para acabar, dejo la receta (del mismo libro) para la guarnición con la que habitualmente acompaño estas delicias, un arroz al azafrán:

Tiempo de preparación: 15 minutos
Tiempo de cocción: 20-25 minutos
Para 4-6 personas:


- 500 g de arroz basmati
- 2 ó 3 hebras de azafrán, o de media a 1 cucharadita de azafrán en polvo.
- 2 cucharadas de ghee (aceite)
- 1 cebolla grande picada
- 4 clavos enteros
- 1 rama de canela
- 1 cucharadita de sal
- 4 tazas de agua


1) Pase el arroz po debajo del chorro de agua fría para retirar el almidón; escúrralo bien. Tenga las hebras de azafrán en remojo en dos cucharadas de agua hirviendo durante 15 minutos.

2) Caliente el ghee o aceite en una cacerola grande y saltee la cebolla, los clavos y la canela, sin dejar de remover, hasta que la cebolla esté blanda.

3) Añada el azafrán, la sal y el agua y llévelo a ebullición. Incorpore el arroz y déjelo cocer a fuego lento durante 15-20 minutos o hasta que esté bien cocido; escúrralo y retire la rama de canela.

Nota: En lugar de azafrán puede utilizar cúrcuma molida. Si desea dar al arroz un color amarillo más subido, añada de un cuarto a media cucharada de cúrcuma molida a la cebolla.



Finalizo con unos comentarios personales:

- Como cualquier guiso universal, si se prepara el día antes de servir está incomparablemente más rico que si se sirve nada más cocinarlo :)

- Este curry de pollo tiene un color final amarillo verdoso, con lo que evito el azafrán o la cúrcuma al preparar el arroz para que haya contraste de color en el plato; siguiendo el resto de pasos de la receta, el arroz queda blanco.

- Como curiosidad, el curry en polvo que se suele vender en cualquier supermercado tiene los siguientes ingredientes en su mezcla, todos habituales en la cocina asiática: cúrcuma, pimienta blanca, macís, cilantro, jengibre, cardamomo, clavo, canela, cayena y anís.


¡Qué aproveche! :D