:: Azar ::

por Fran el 20 julio 2005

Hace aproximadamente un mes una pareja me preguntó por la calle dónde quedaba un restaurante vegetariano. Les dije sin seguridad que creía que era "por ahí". Me dieron las gracias y al separarnos cada uno para seguir su camino, me di cuenta de que le había la información que les había dado no era correcta. Pero pensé: "¡Qué más da! Si no los voy a volver a ver en mi vida...".
Ayer me los crucé por la Gran Vía.

Cuando alguien te pide información por la calle, o te piden que les hagas una foto, o cualquier situación en la que otras personas se ponen en contacto de forma voluntaria, y por el motivo que sea, con un desconocido, ¿qué nos empuja a actuar de buena fé si somos nosotros ese "desconocido" abordado? ¿Y qué autoridad le da a alguien que llama por teléfono a que tengas que atender su llamada, dejar todo lo que estés haciendo para coger el teléfono porque "te está llamando"?

Por mucho que creamos que tenemos controlada nuestra vida, cada segundo de ella está sujeto al más absoluto azar.